miércoles, 21 de diciembre de 2016

LOS JUEVES UN RELATO CON TRES ELEMENTOS.


“No hay nada más triste que un escenario romántico sin galán a la vista.” pensaba Dzazá, al borde de la piscina de su llamativa  mansión, mientras el agua  engullía un cielo incandescente que presagiaba tormenta para el día siguiente. La alberca ahogaba el atardecer como su cuarto whisky los cubos de hielo. “Agua de Dios, para olvidar penas y nombres”.
Mientras tanto el único control que aun respondía a su mando, paseaba imágenes en su exclusivo entretenimiento: una pantalla en la cual desfilaban 175 canales en forma serial. La imagen de las olimpíadas de Brasil, lograron sustraerla por un momento de su añejo letargo.
-A lo que han llegado algunas… ¡Pobres! Cómo puede esa mujer exhibir esas carnes. Si hasta parece hacerlo con orgullo.- magulló en voz alta, al ver la competencia  femenina de Sumo, en la que una exponente alardeaba de sus dotes y destreza frente a su competidora.
Cecile, su asistenta personal, la miró de soslayo y con cierta altivez pensó ”No hay peor ciego, que el que no quiere ver.”
Conoció a Dzazá personalmente, cuando su carrera de actriz, iba en franco declive. Imposible desconocer que había sabido sacar provecho de sus muchos atractivos. De damisela joven ascendió rápidamente hasta llegar al rol de femme fatale en el que quedó consagrada para la posteridad. Hoy nadie toleraría que un cachetazo del galán de turno diera en plena cara de la seductora actriz principal, sin que se hablase de la violencia de género y se clausurase la sala de exhibición. A ella, fue lo que la lanzó al estrellato.
Como una carcoma en silencio y despacio comenzaron a llegar los fracasos y la falta de interés. El mundo cambia y los seres humanos sobreviven congelados muchas veces en el momento en que lograron el éxito. Qué palabra: ¡éxito! Eso que va entre el sueño y el gran público aplaudiendo. La resaca que queda después de todas las noches de esos días que se han convertido en una pesadilla de fans, entrevistas, fotografías,  maledicencia, romances falsos y falsos amores. El reverso melancólico de los logros mundanos que terminan por no producir placer. Como decía el tango:  “la fama es puro cuento” y ella lo arrastra todo hasta dejarnos vacíos y desnudos.
¡De Cenicienta a Madrastra en un plis-plas!
Con los años se ha vuelto adicta al sexo cuando tanto le cuesta estrenar amante. Para colmo le gustan jóvenes y exitosos y a las estrellitas en ascenso más y son ellas quienes se llevan las de ganar. Aún mantiene cierta elegancia decadente, pero el tiempo pasa factura en el brillo de los ojos, que ya no logran tentar la pasión masculina.
Muy pocos le piden que se desnude para disfrutar de sus encantos. Tanto es así, que sonríe cuando piensa en el cosquilleo que le provoca  la inspección de seguridad de un aeropuerto, al pedirle que  se quite ropa.
¿Cómo han podido ofenderla de ese modo ofreciéndole para  próxima película de Stanley, que augura un éxito de taquilla absoluto,  el papel de una actriz decadente, a ella la Gran Dzazá?
El quinto whisky, va por la mitad. Prefiere hacer la gran Greta Garbo, y no aparecer más ni en escenarios ni en pantalla. Es más, dispone del dinero suficiente para disfrutar de un lujoso ostracismo.
-¿Es mejor la gloria eterna de una imagen congelada en el celuloide?- Se pregunta en voz alta.
Seguramente su imagen joven será de lo que dispondrán los periódicos cuando anuncien su muerte a los cien años, hablando de sus maravillosas piernas aseguradas en un millón de  dólares, de su blonda cabellera cayendo en cascada sobre su espalda desnuda, de su boca de fresa haciendo agua en la boca de algún trasnochado admirador. Sí….esa sería la mejor forma de pasar a la posteridad.
Su corazón acusa una arritmia. En su pecho la respiración se entrecorta. La mano que rodea el vaso, percibe cierto sudor frío. Está viva. Respira. Siente, a pesar del anestésico licor. Se hace la noche y la invade el temor de morir sin que nadie se entere por días. ¿Cómo podrá evitar que los curiosos, los forenses, los asistentes, filtren sus fotos tirada en algún cuarto de la casa, muerta y desfigurada, a la prensa.
El éxito, la gloria, la posteridad.
En el televisor la competencia de sumo, llega a su máxima tensión.
-Esa mujer... pavoneándose en su desbordante humanidad.- Comenta con ironía.
La cara de la competidora se crispa en un gesto dramático de fuerza que anula el dolor. Logra ganar y levanta los brazos exponiendo con orgullo su figura.
La posteridad…La gloria… El éxito… Aún no decide pero se lo piensa : de pronto no es tan malo vivir la realidad.


....................................





12 comentarios:

  1. Es penoso como la fama de años llega a convertirse una lacra y nos deja fuera de circulación , es cierto que debe ser triste verse despojada de los fans que ya no te persiguen y nadie te llama para hacer otro serial .. me gusto el relato manejaste bien los ingredientes .
    Feliz Navidad ... un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Con qué lujo de detalles nós muestras los entretelones de los pensamientos de esta mujer que no asume su edad ni su decadencia como diosa del Cine! Excelente y minucioso análisis de la debilidad humana frente al paso del tiempo y de la fama. Me ha encantado este personaje que, si, se parece bastante a la mi relato. 😀besos!

    ResponderEliminar
  3. La visión de una mujer distinta a ella la hizo replantearse. Y es algo que suele suceder el hacerse planteos.
    El paso del tiempo puede ser cruel.
    Bien contado

    ResponderEliminar
  4. Podría ser el boceto de una novela en la que ella sería la protagonista pero no sufriría al verse vieja y decadente , las novelas dejan esa parte a la imaginación. Has dado mas papel a la actriz que a la piscina o a la deportista y el relato ha resultado ágil y entretenido. Abrazosssss

    ResponderEliminar
  5. maravillosa forma de llevarnos por los pensamientos de la actriz en su vejez. Muy real esa decisión de mantenerse oculta a los ojos de la prensa para que el recuerdo de ella fuera aquel en que lucía bella. Envidio tu narrativa tan preciosa.

    Un beso Y Feliz Navidad.

    ResponderEliminar
  6. Guau, ¡que historia! Esperaba que la gran Dzazá muriera cuando la luchadora triunfaba, mejor así. Muy buen retrato de la actriz salteado con muchas frases que me parecen muy brillantes.
    Un enorme abrazo y muchas gracias por estar en esta convocatoria puzzle.

    ResponderEliminar
  7. Que gran relato. Me atrapo desde principio a fin tu creatividad con los personajes. Detalles al máximo y muy redondeados nos narras sus pensamientos. Genial.
    Beso

    ResponderEliminar
  8. Es muy dificil aceptar la propia decadencia y más una actriz que lo ha sido todo, y ahora ha caido en el olvido.
    Muy bien narrado, y un gran final.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  9. ¡Hola! Muy buen relato, casi se palpa la decadencia de la actriz mientras lo vas leyendo. Muy reflexivo además, una maravilla.

    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
  10. Esta vez has traido parte de la realidad a los jueves de relato uniéndolo finamente con la fantasía...Zsa Zsa Gabor, fue una mujer con una belleza e inteligencia impresionante, tanto que hasta en sus años maduros, muy maduros, atrajo a personalidades famosas, y claro que alguno que otro necesitado de su fama...Llego a tener 9 esposos y frases tan llamativas como "Nunca odié lo suficiente a un hombre como para devolverle sus diamantes"...Murió este mes a los 99 años luego de una fructifera vida...lo mismo le ha de pasar a la mujer de tu historia, porque todo lo que empieza, acaba ...como nos va a llegar a todos seamos estrellas de cine o personal normales, ricos o pobres, bellos y feos....pero esta noche, deseo que tengas unas fiestas felices, con mucho amor, y que el año que viene sea de muchas cosas lindas...besosss

    ResponderEliminar
  11. Buf,has tocado tantos temas en el mismo relato...lo has descrito todo tan bien que parece que lo hubieras sentido en tus propias carnes. Realmente debe de ser muy difícil asumir que todo se va acabando, el éxito, la belleza, los amantes...sobre todo cuando se ha estado en lo más alto. Me ha encantado!
    Un beso

    ResponderEliminar

apuntas algo?

navidad bloguera

navidad bloguera
gracias Mónica!!!!!!