domingo, 19 de febrero de 2017

FOTO Y TEXTO 6







Dicen que quedó dormida en la orilla y de tanto esperar se convirtió en arena y sal.
Él le prometió regresar. No sabe si la mar devoró sus ansias o simplemente no quiso volver.

Ella lo espera desnuda como nació, como morirá. 
En su mutismo húmedo de lágrimas y estrellas,el tiempo transcurre lento, pesado, terco, como en todas las esperas.
Si algún día caminas sobre su piel, veras que tus pisadas no dejan huellas. 
Las gaviotas no se atreven a rozar su silencio, ni las olas a invadir su soledad. 
La costa tiene esta historias, mitad mentira, mitad verdad, como las promesas de los navegantes, cuando se van.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

apuntas algo?

navidad bloguera

navidad bloguera
gracias Mónica!!!!!!